PortadaJueves, 1 de abril de 2021
La tercera fue la vencida

La jornada de debate organizada por el Jurado Nacional de Elecciones que se celebró ayer fue una lamentable repetición de lo anterior y, quizás, hasta podríamos decir que la peor jornada de debate. El candidato Rafael López Aliaga había generado expectativa sin confirmar su presencia en el debate. Finalmente asistió, pero cada una de sus intervenciones fue leyendo lo que le ha costado varias críticas por parte de sus redactores y en las redes sociales. Julio Guzmán repitió lo mismo de siempre, con sus formas impostadas y su exceso de media training emanando de cada poro. Quien tomó cierto protagonismo fue el candidato Rafael Santos que se encargó de encarar a los señores Lescano, Guzmán y Salaverry. Finalmente, hay que agregar que la moderación del debate fue peor aún que en los días anteriores. El señor Tenorio parece no haber entendido la diferencia entre ser moderador y ser candidato. Una verdadera lástima pues ayer se apagó la última alternativa de ver en acción a todos los candidatos exponiendo sus ideas y, como en los días previos, el pésimo formato y la mala preparación de los candidatos logró que la anécdota termine siendo más importante que el mensaje que cada uno de ellos pretendía transmitir, y, a la vez más importante, quizás, que lo que muchos peruanos podrían haber estado atentos a escuchar para finalmente definir su voto de cara a las elecciones que se llevarán a cabo en solo 10 días. Un pena para todos, la verdad.