PortadaMartes, 7 de septiembre de 2021
Lluvia de dádivas

El presidente Pedro Castillo dio un mensaje a la nación ayer luego de un prolongado silencio público, prometiendo “bonos para reactivar la economía”, pero sin responder nada sobre los innumerables cuestionamientos a su gabinete del terror. El profesor ha decidido utilizar 5 mil millones de soles en bonos en vez de construir colegios u hospitales, algo que dijo en campaña, serían sus principales objetivos. En cambio, promete reactivar la economía regalando dinero; uno se preguntaría entonces por qué no le regalamos a cada peruano una máquina de hacer billetes para así todos volvernos millonarios. Los bonos tuvieron una función durante la pandemia debido a que la gente no podía trabajar, pero hoy carecen de sentido; el cobre está a niveles récord y la inversión privada debería de estar creciendo para dar empleo a quienes aún sufren las consecuencias de la crisis. Pero en vez de dar confianza, más parece que Castillo ha buscado dar dádivas con el objetivo de aumentar su popularidad a cambio de que no toquen a sus ministros; porque eso sí, ni una palabra de las fotos de Bellido haciendo apología al terrorismo, tampoco sobre Cerrón, ni de las denuncias serias que recaen sobre la plataforma que llevó al presidente al poder. El mensaje que queda es: “toma tu plata, pero pórtense bien”.