PortadaLunes, 11 de octubre de 2021
Congelada y en la mira

“Todo queda en familia”, es la frase que mejor resumiría el modus operandi del partido político Perú Libre, liderado por Vladimir Cerrón Rojas. Su madre, Bertha Rojas López vio tres de sus cuentas bancarias bloqueadas por orden de la Unidad de Inteligencia Financiera que -según reveló el dominical Panorama- contienen más de 1 millón 400 mil soles, en el Banco de la Nación y en la Financiera Credicorp Capital. Rojas López está investigada como parte del presunto delito de lavado de activos para financiar ilegalmente la campaña del partido político liderado por su hijo y -de acuerdo con la tesis del fiscal Richard Rojas-, ella habría cumplido el rol de testaferro del líder de una organización criminal, como lo es “Los Dinámicos del Centro”. La madre de Cerrón declaró que estos fondos responden a sus ahorros, pero esto sería insuficiente para explicar un evidente desbalance patrimonial, siendo ella una profesora jubilada con ingresos mensuales de apenas 6 mil 800 soles. Diversos depósitos -y pagos por fuertes sumas de dinero en efectivo-, han adornado su historial de operaciones bancarias desde el 2010 hasta la fecha, muy cerca al momento en el que su hijo salió electo como gobernador regional de Junín por primera vez: enero 2011. Las compras de efectivo de departamentos, el pago de 284 mil soles en reparación civil para su hijo, entre otros; son todos movimientos sospechosos que tendrá que explicar a la justicia. Mientras tanto, seguirá congelada y en la mira.